El niño que corre


Se dice que la India esconde historias sorprendentes. Es algo que revela parte de su exotismo así como de su dimensión de continente de hechos sobrenaturales. Grandes religiones, pensamientos que buscan romper la barrera del tiempo, el espacio y la unidad. Sucesos que describir en esta pequeña nota serían imposibles. Pero lo que si puedo narrar es un acontecimiento que se dio hace poco y que pude apreciar gracias a esa crónica visual que son los programas especiales de Discovery Channel. Es la historia de Budhia, un pequeño niño rescatado de las fauces de la pobreza extrema y la necesidad por un hombre que lo adoptó para poder realizar un sueño conjunto: Convertirlo en el mejor maratonista del mundo. Biranchi, su padre adoptivo y entrenador sólo tiene como meta convertir a Budhia en el mejor corredor de la India, sin importar que este sea sólo un niño de 4 años. Bajo un duro entrenamiento que lo hace correr 30 kilómetros para alcanzar este fin. La opinión de Budhia es la misma, el sólo quiere correr, y es increíble que a su pequeña edad se aferre con todas sus fuerzas a esa meta y con la corteza de su voluntad afiance su sueño. Ser el mejor corredor de la historia.


El Forest Gump Oriental
“Corre Forest, Corre…” Son las frases que nos recuerda a la famosa película llamada “Forest Gump” que narra la epopeya de una persona que a pesar de la lentitud de su pensamiento no encuentra impedimento para cumplir todos sus objetivos. En el caso de Budhia la consigna puede ser la misma. Correr para lograr todos sus sueños realizados, obtener medallas olímpicas, mejores condiciones para su actual familia y una bicicleta que sigue siendo el sencillo pero “mágico” sueño que abraza como niño. Aun no es consciente que a su pequeña edad ese entrenamiento le puede ocasionar daños irreversibles. El sólo sabe que hace feliz a la gente corriendo.
Orissa es una ciudad de la India que alcanza los 21 grados Celsius. De todas las carreras que ha corrido Budhia, se encuentra en la más importante. Correrá 70 kilómetros sin injerir agua. Lo que para algunos es un hecho inhumano, dejar que un niño corra más de 8 horas, cuando su organismo no esta preparado para tales fines y la muerte es una posibilidad muy grande. El padre de Budhia, Biranchi, dice que es un record mundial lo que intentan hacer y que es voluntad de Budhia hacerlo, así le cueste la vida. La vida del niño sería tomada con la de un Mártir, un héroe de los bajos fondos. El Gobierno de la India muestra su malestar y preocupación por lo que llaman explotación de un menor. Pero el cariño popular que despierta el niño, que inclusive tiene una canción compuesta, lo hacen actuar con la común lentitud burocrática de un Estado. Un medico examina a Budhia y ratifica su buen estado físico. Imaginen ustedes al más pequeño de la casa, al hijo, al nieto o al hermano menor en sus primeros años. Un ser de contextura frágil, un criatura delicada en formación. Cuantos de ustedes negaría de inmediato la posibilidad que sea expuesto al menor peligro. Budhia, el niño que describo se preparaba para luchar con la muerte.

Mucha gente acompaña a Budhia en su colosal proeza. Sale a las 9 de la noche y se encamina con una gran cantidad de admiradores que acompañan su marcha. Su entrenador, Biranchi, lo custodia en bicicleta, dándole fuerzas para continuar la carrera. El tiempo transcurre y en 3 horas a recorrido 32 kilómetros. Repara en los principales centros ceremoniales donde le colocan flores en el cuello y lo bendicen. Un marcha de la policía resguarda la carrera y en 6 horas a recorrido 58 kilómetros. El grupo de oficiales es remplazado por otro en el trayecto debido al ejercicio desgastante y el inclemente sol. Por cada paso que da un policía, Budhia da tres pasos. Después de 7 horas Budhia a recorrido 67 kilómetros, pero los estragos del calor y el increíble esfuerzo físico empiezan a afectarlo. Se le nota aturdido. En toda la carrera Biranchi le coloca una botella de agua como señuelo, pero no se lo da para animarlo a continuar. Budhia se detiene. Su pequeño cuerpo ha dado todo de si y empieza desfallecer. Una Doctora de la policía lo examina y el niño la ataca por la intromisión. Se le nota deshidratado, tiene convulsiones. Es llevado al hospital más cercano.

A pesar que no logró terminar la carrera, Budhia se recompone y se enfrenta a su espectáculo mediático. El padre lo exhibe como trofeo y dan entrevistas, tanto para la los medios nacionales y extranjeros. Budhia, después del increíble esfuerzo que ha realizado le pide a su padre no volver a correr más. Días después de la hazaña se observa al niño en estado normal entrenando en la escuela de karate. La policía interviene a Biranchi y lo acusan de explotación de un menor, deben encarcelarlo. Pero antes llevan a Budhia a una clínica estatal donde es examinado por diversos especialistas que confirman sus sospechas. El niño se encuentra desnutrido, su estado es estable, pero debido al increíble esfuerzo que realiza sus órganos internos pueden colapsar en un futuro. Sufre de deficiencia vitamínica y del estrés debido al espectáculo mediático al que es expuesto

El gobierno de la India ha designado al mejor preparador físico del país para que entrene a Budhia para un futuro como Maratonista. Sin intervenir en su normal crecimiento y exigirle demasiado. El Preparador confiesa que Budhia tiene muchas condiciones y que en el futuro puede ser el mejor del país. Por otro lado al hablar con Budhia se encuentra muy preocupado por el destino de Biranchi. Es su padre y lo extraña. Confiesa ante cámaras que sólo quiere correr. Que considera que es su destino. Entre su carrera futura y la campaña política que hay detrás del él solo entiende una cosa. Que de ser necesario matará a alguien que se interponga en su sueño de seguir corriendo. “Mi deseo es seguir corriendo”. Es lo único que quiere hacer.

1 Comment:

  1. EL MOROCHAZO said...
    Bueno yo tambien ví ese documental y la verdad me hizo llorar me sentí impotente y muy triste!!! pobrecito angelito hacerlo sufrir asi, el tipo ese las va pagar ya que el que toma venganza de los pobres niños de los desamparados de todo ser indefenso incluidos los animales ,es EL DIOS SUPREMO!! CREADOR DE TODO!!! EL SE VENGA Y CON JUICIO DIVINO ESE TIPO UN SER DESPRECIABLE Y MAL NACIDO, ES UN TONTO YA QUE NO SE DA CUENTA QUE ESTA ESCRIBIENDO SU FUTURO Y EL DE SU DESCENDENCIA YA QUE LO QUE SEMBRAS HOY, SI O SI LO COSECHAS MAÑANA O LO QUE ES PEOR QUE LO COSECHEN SUS SERES QUERIDOS. CONFÍO EN LA JUSTICIA DEL PADRE CELESTIAL EL TOMARÁ CUENTAS.....

Post a Comment